• La Pluma del Oasis
    Imagen de laplumadeloasis
    David García
    Historiador y Bloguero

El beso

Existen muchos tipos de besos, el de ternura, el de cariño, el de amor, el de la pasión y sobre todo el falso o más conocido como el de Judas. Lo importante en sí no es sólo el beso, sino también la forma de besar

Imagen: El beso
Objetivo CLM - David García Huertas
Lunes, 06/04/2015 | Internacional | Portada, Opinión

Existen muchos tipos de besos, el de ternura, el de cariño, el de amor, el de la pasión y sobre todo el falso o más conocido como el de Judas. Lo importante en sí no es sólo el beso, sino también la forma de besar. Doy quizás pocos besos, pero los intento dar bien y sobre todo intento omitir el más extendido, el falso. Sufrimos no sólo una crisis económica, sino también d valores, beso por aquí, besos por allá, ¿Qué valor tiene un beso? Es algo inmaterial y algo individual, a título personal el beso es similar a un abrazo, no eres mejor por dar más de ellos, sino que eres mejor cando los das con especial sentido y cuyo valor está por encima del mero saludo.

Será esta semana Santa, o quizás sea mi evolución interna pero este excesivo sentimentalismo me aterroriza. Semana en que algunos medios de comunicación prestan más atención a las procesiones y/o películas de la Pasión de Cristo y sus cercanos como Pedro, María e incluso alguna de Barrabás, que a los asuntos que atañen a la sociedad y sus recortes sociales.  No sé si será casualidad pero en las públicas que están regidas por afines a los dirigentes son más propensas.

Varias son las conclusiones a las que he llegado, tanto positivas como negativas, pero eso sí algo me dice que en más de dos mil años no hemos evolucionado tanto como nos creemos. Figuras políticas en balcones de Cuenca viendo las procesiones, políticas detrás de imágenes en Toledo, venerando a un Jesús en la entrada triunfal o en su pasión. Alardes de cristianismo profundo, imagen de desvergüenza total después de ver cómo actúan con sus iguales. Veneran a una figura que vino a cambiar la religión, a transmitir un mensaje regenerador e innovador, un mensaje de cambio, por el que fue condenado. Ahora lo adoran esos que nos ponen trabas para modificar la forma de hacer política, nos impiden regenerar la democracia, se atrincheran en un inmovilismo político y social como Caifás y sus seguidores en el año 33.

Empresarios que pagan en negro o simplemente no pagan, dirigentes que hacen oídos sordos, que gobiernan para ellos, ¿Qué pensaría Jesús de ellos? La respuesta es obvia, aunque vayan a misa.

Padre perdónalos porque no saben lo que hacen  o  los que poco perdonan poco aman frases pronunciadas por Jesús de Nazaret. Frases que me han llevado a pensar mucho. Sin ánimo de generalizar y condenando los asesinatos a cristianos y religiosos en los diferentes lugares del mundo, incluida nuestra Guerra Civil llegué a una conclusión. Me pregunté ¿En qué momento se perdió el mensaje de Jesús en la jerarquía eclesiástica? No podría responder, pero sí sé que todavía no han perdonado algunos católicos los atroces asesinatos y la persecución religiosa en la Guerra Civil. Se podrá hacer ofrendas a Dios y a Jesús pero si el corazón y el alma están sucios no se estará dando el mensaje que se nos transmitió.  El rencor no es válido para ser buen cristiano, por eso ya se deberían ir perdonando viejos conflictos que parece que todavía no están resueltos, que mérito tiene amar sólo a quien nos ama como diría Jesús de Nazaret. ¿Dónde está esa vocación de pobreza? ¿Y esa atención a los más desfavorecidos? No es que no existan, por supuesto que existen, pero suelen estar ligadas más al clero bajo, al cura de pueblo y no a los grandes jerarcas, véase el caso del ático de Monseñor Varela.

Llegados a este punto algunos tendrán que volver a leer el artículo porque no vea la crítica social, otros seguirán para ver el final de esta  opinión y seguro que es una actitud acertada. Muchos no entenderán mi crítica a los dirigentes políticos y eclesiásticos, ni tan siquiera verán más allá de estas líneas pero concluiré de una forma muy sencilla. El buen cristiano no es aquel que sólo va a misa, ni tan siquiera el que va a misa y comulga, sino el que par ser buen cristiano se requiere además actuar de una determinada  forma para poder serlo. Entramos en la recta final para las elecciones, parece que ahora si importan los ciudadanos de a pie, baja el IRPF, eliminación de las tasas judiciales, más atención médica para inmigrantes sin papeles… está muy bien pero no me cabe duda que tras las elecciones si ganan los mismos, recibiremos la sociedad  un beso, pero no un beso cualquiera, sino el beso de judas. Donde dije digo, digo diego y así hasta que se acerquen otra vez elecciones. Porque hay que dejar claro que si Jesús volviera a predicar, al menos en España sería otra vez apresado y condenado, esta vez por la nueva ley de ciudadanía aunque el castigo fuese diferente y menos brutal, el  acto en sí sería el mismo, la represión de la libertad de expresión y de manifestación.

 

Te puede interesar

Agregar comentario

Plain text

  • Etiquetas HTML permitidas: <strong>
  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Queremos saber si es un visitante humano y prevenir envíos de spam
By submitting this form, you accept the Akismet privacy policy.

■ Nuestros Blogs

Objetivo Tecnología
Cartas al Director
Contigo Unidos X el Empleo
 

■ Opinión