El virus de España

imagen de El virus de España
Objetivo CLM - Emilio Hidalgo
Lunes, 13/10/2014 | Región, Albacete, Ciudad Real, Cuenca, Guadalajara, Toledo, Nacional, Internacional, Puertollano, La Mancha | Portada, Sucesos, Sociedad, Salud, Cultura, Ciencia, Tecnología, Economía, Opinión, Deportes, Política, Turismo, Medio Ambiente, Gastronomía | 27 comentarios

Ébola. Sí, sí, ébola, la palabra más repetida de la última semana y lo que nos queda. Si ustedes esperan una crítica furiosa al PP por haber repatriado a misioneros infectados o que pida la dimisión de la ministra Ana Mato, este no es su artículo. Pretendo hablar de la enfermedad que afecta a medio mundo y de la enfermedad que afecta a nuestro sentido común. Debemos ser un país muy gilipollas para que nos ocurra lo que nos está ocurriendo como nos está ocurriendo y para que lo plasmemos en las redes sociales.

 

Ante todo debe quedar claro que, cuando esto pase habrá que buscar responsabilidades, en el Gobierno, en los sindicatos médicos, en los partidos políticos y en nuestra sociedad; que nuestros valores hayan volado por la ventana no es óbice para que nos comportemos como animales y que los intereses políticos sean nuestro motor principal. Ese es un mal más contagioso y peligroso que el ébola.

 

Tenemos en nuestro país a un monstruo, a una enfermedad que se ha ganado su imagen terrorífica a golpe de brote y fosas comunes llenas, pero sobre todo en la gran pantalla. Como decía recientemente Rosana Güiza en un artículo en Extraconfidencial, el enemigo es el ébola y no los políticos. Pero yo veo otro enemigo que me aterra, el embrutecimiento de este país y de su sociedad.

 

A la protesta generalizada de que se repatríen misioneros contagiados hay una respuesta demoledora, este mundo está globalizado y en los últimos meses hemos tenido, en distintos puntos de España, hasta una docena de casos sospechosos de padecer esta enfermedad. Todo ellos dieron negativo, en eso hemos sido más afortunados que Estados Unidos, ellos sí tuvieron un positivo –ya fallecido- y han tenido que mantener en estudio a un centenar de personas. Pero, ¿qué habría pasado si uno, o varios, hubieran dado positivo? Estaríamos igual, probablemente con más gente aislada y más incertidumbre.

 

Luego podemos abordar el tema de si los trajes son buenos, malos, insuficientes… Alguien se ha parado a contar cuanta gente ha participado en el traslado de los misioneros; en su tratamiento; en el manejo y análisis de sus muestras infectadas; en la gestión de sus restos mortales; en la desinfección de todo aquellos que debía tener un nuevo uso… Hagan la cuenta y piensen en esto, sólo una infección. Que se pueden tener medios mejores, seguro. Que me creo más que el contagio venga por un error humano que por la permeabilidad del traje, sin duda. Y eso no criminaliza a esta auxiliar de enfermería, a Teresa. En todo caso la humaniza porque errar es humano.

 

En cuanto al protocolo… ¿Es culpa del Gobierno de España? Rotundamente no. Se llama protocolo internacional por algo y es un protocolo, posiblemente insuficiente, imperfecto porque se ha hecho desde la seguridad de continentes no azotados por el ébola. Hasta ahora. Antes había que proteger a los que se desplazaban a África a ayudar. Y tampoco mucho. Pero las muertes eran sobre todo para los negritos. Ahora que peligran los blanquitos sí alzaremos la voz. Pero este protocolo imperfecto es el que hemos ido construyendo desde la primera mitad del siglo pasado. Ya les digo que ahora vamos a avanzar en él más que en los últimos 60 o 70 años.

 

Otra cuestión bien distinta es su complejidad, que es altísima. El traje es difícil de poner y casi imposible de quitar correctamente, por eso hace falta alguien que supervise. Y alguien que lo conozca a fondo, dicen algunos, aunque seguramente sería igual de efectivo tener un manual bien detallado y que seguir al pie de la letra. Es cierto que el personal sanitario necesita de una formación especial en este tema, pero no disponemos de más tiempo y la enfermedad no es nueva. Me parece increíble que no haya una formación mayor en esto, cuando España siempre ha estado a las puertas de África. De nuevo el racista error de que el ébola era un problema de negros.

 

La polémica por el sacrificio de Excalibur es otro tema a tratar. Ruego que en esto no venga nadie a defender al pobre perro si antes defendió que personas debían quedarse a morir en África, por el mero hecho de haber ido voluntariamente a ayudar. Hay que ser mezquino para defender argumento tan cobarde. Los que no querían que vinieran misioneros infectados lo hacían por miedo. Bueno, pues los perros contraen el ébola, pero no manifiestan síntomas. En 2001 a 2002, en Gabón, se infectó gran parte de la población canina y los estudios derivados arrojan datos innegables de que contraen la enfermedad, de que son asintomáticos (no dan síntomas de la infección) y de que se convierten en portadores y focos de contagio. Habrá quien pida pruebas de que el perro estaba infectado o no, pero no parece lógico que hablemos de si el protocolo en humanos es correcto y queramos arriesgarnos a poner en funcionamiento un nuevo protocolo, como todos al principio imperfecto, para aislar a un perro. Siento ser tan claro y directo. Adoro a los animales y precisamente por eso, viendo lo que ocurre en este país y el uso del pánico que hace la política, no quiero ni imaginarme qué habría pasado si se llega a contagiar alguien por culpa de un perro. No voy a debatir con nadie que defienda la vida de un animal por encima de la de una persona.

 

El afán de sacar rédito político está multiplicando las declaraciones inquietantes y los argumentos torticeros. La última moda es buscar la responsabilidad del Gobierno como “empresario” que ha violado la Ley de Seguridad Laboral por no poner los medios. Pues ya está, acabemos con el Gobierno, no les vuelva a votar nadie y con eso el ébola ya ni contagia ni mata. Llevémoslos a todos a la cárcel por no cuidar a su trabajador… ¡Jo!, lo que pasa es que el otro día me reconocía una enfermera que los errores ocurren, que algunas compañeras suyas, estando embarazadas, se había pinchado accidentalmente, atravesando la protección del guante, y se habían contagiado de hepatitis B.

 

España tiene un grave problema de salud, que se escapa a su maravilloso sistema y a la preparación de su personal sanitario, pero no es el ébola. España tiene un problema de salud ética, moral, mental y política; ahora mismo no hay vacuna ni tratamiento, no existe más protocolo de prevención para evitar el contagio que el sentido común. Empleémoslo y veamos si arreglamos algo con la dimisión de Ministra, Consejero… Si con ello no se va a curar nadie ni se va a evitar que haya más contagios, mejor lo dejamos para cuando la crisis vírica pase. Pero también tendremos que evaluar hasta qué cotas ha llegado la epidemia y hasta dónde han elevado nuestro terror y entonces, también habrá que pedir responsabilidad a aquellos que están dispuestos a encender cualquier hoguera, con tal de quitar a otros del poder. Y habrá que empezar a lanzar el mensaje de que el sentido común, el bien social, la unidad política y el remar todos en la misma dirección, tienen que ser lo principal para salir de situaciones complicadas. Otra cosa no vale. Yo al menos no confío en los que aportan críticas y no soluciones, o en los que están, como buitres, esperando un cadáver que convertir en carroña para darse un festín.

 

El movimiento panfletario ha llegado a nuestros hospitales y va a suministrar terror e incomodidad, si puede ser, hasta que lleguen las elecciones.

Comentarios

Claro que este articulo no es

Claro que este articulo no es una critica furiosa al PP o la inútil Ministra de Sanidad, porque quien lo escribe es el Partido Popular, ayyy!!! Emilio que te conocemos por Valdepeñas y eres mas... que el palo de la bandera.

Yo no soy ningún partido

Yo no soy ningún partido político, lo cual no puedo decir de ti, porque no sé ni quién eres. Pero gracias, valiente.

Desde el gobierno se han

Desde el gobierno se han hecho mal las cosas y punto. No hay darle más vueltas a la tortilla haciendo demagogia partidista.

Pero no sólo en el Gobierno,

Pero no sólo en el Gobierno, por eso digo: "Ante todo debe quedar claro que, cuando esto pase habrá que buscar responsabilidades, en el Gobierno, en los sindicatos médicos, en los partidos políticos y en nuestra sociedad; que nuestros valores hayan volado por la ventana no es óbice para que nos comportemos como animales y que los intereses políticos sean nuestro motor principal.". Lo que pasa es que tal vez haya quien sólo quiera cobrarse la responsabilidad del Gobierno y no la de todos los que han fomentado la inseguridad, el malestar y el miedo. Eso también es irresponsabilidad, incompetencia y hasta dolo.

Dolo es...

Dolo es, según la acepción utilizada, intencionalidad maliciosa o dañina de hacer algo. Cuando se comete un delito o crimen, se puede hacer por imprudencia, desconocimiento o habiéndolo premeditado y con intención, con dolo.

Lo que esta claro que la

Lo que esta claro que la responsabilidad la tiene quien tiene la competencia, y es el Gobierno; no busquemos en otros sitios ni desviemos la atención, como dijo tu amiga Cospedal que cada palo aguante su vela, por cierto si esto le pasa a Zapatero ya hubiéramos visto lo que hubieras escrito Señor Hidalgo.

Exactamente lo mismo, pero

Exactamente lo mismo, pero quizá lo habrías percibido como una crítica sin compasión. Ahí no puedo hacer nada. De nuevo, gracias.

Valiente o no lo que está

Valiente o no lo que está claro que eres tu el que va diciendo por las calles de Valdepeñas que eres amigo de la Señora Cospedal. Tu mismo...

Falso, la conozco, he

Falso, la conozco, he coincidido con ella en un par de ocasiones (una de ellas en la radio y hay fotos). Mi relación seguramente es más cercana con Vicente Tirado (Pte del Congreso de CLM) y con Fernando Moraleda (ex Secretario de Estado de Comunicación con ZP). Aunque lo cierto es que donde tengo más amigos que conocidos, es en IU; el periodismo es así, conozco a mucha gente y considero que quien quiera ser enemigo mío se lo tendrá que ganar. Los demás, mientras no demuestren lo contrario, son amigos mios. Soy así, señor Valiente.

Estoy de acuerdo contigo en todo

Suscribo cada palabra que has escrito. Ya estoy cansada de tanta manipulación con fines electoralistas, de tanta cadena por whatsapp diciendo que el virus ha alcanzado el grado de epidemia y de tanto post que equipara a un perro con los cientos de niños y seres humanos que mueren en África cada día. Me parece que se ha perdido la perspectiva. Y estoy de acuerdo en que mencionar la posibilidad de que la auxiliar tuviese un descuido no es faltar a su profesionalidad ni llamarla incompetente, simplemente se trata de una posibilidad REAL, me parece ridículo que se criminalice a quien ha sugerido esta posibilidad.
Gracias por tu honradez y valentía, en los tiempos que corren hace falta valor para expresar una opinión personal si esta opinión no ataca directamente al gobierno actual.

Muchas gracias, Mercedes. Me

Muchas gracias, Mercedes. Me quedo con lo último que dices y que es un gran termómetro de lo que pasa en este país; nadie debería buscar valentía para expresar su opinión, basta con sentirse libre para hacerlo, desde el respeto.

Muchas gracias, Mercedes. Me

Muchas gracias, Mercedes. Me quedo con lo último que dices y que es un gran termómetro de lo que pasa en este país; nadie debería buscar valentía para expresar su opinión, basta con sentirse libre para hacerlo, desde el respeto.

Soy médico

Soy médico en la sanidad madrileña. NO soy votante del PP y estoy totalmente de acuerdo con lo que comenta en señor Hidalgo. Ya esta bien de demagogia, y siempre por los mismos. Precisamente los que menos conocimientos y formación al respecto tienen. España no tenía la obligación de estar formada en ebola a nivel nacional. No es un país endémico de dicha enfermedad ni podemos estar formados en todo. Efectivamente la formación que recibió Teresa fue insuficiente. Y por ello ocurrió el desastre. Sabes acaso ustedes que el VIH y el VHC son mucho más contagiosos que el ebola? A diario nos enfrentamos a esas enfermedades SIN los medios adecuados en muchas ocasiones, y lo hacemos por el bien del paciente. Pero... Eso no vende porque no sabríamos a quien culpar. Pues los culpables en ese caso somos los propios sanitarios. Y no digo con esto que Teresa sea culpable, ojo.
Pero ya esta bien de actuar como catetos que solo sabemos culpar en lugar de buscar soluciones. Es el cáncer de España. Imposible el diálogo.
En mi hospital se intentó una reunión sobre ebola y hubo q suspenderla para q no apalearan al director médico. Que tendrá que ver el hombre en esto!! Así que no me toquen más las narices los mediocres y dejemos opinar a los pocos periodistas que están VERDADERAMENTE informados del tema. Enhorabuena Emilio y mantén tus fuentes porque son fidedignas.

Que España no tenía que estar

Que España no tenía que estar formada??? Estás muy equivocado. Vaya médico de m***** que eres tú chaval.

Ahora entiendo que seas

Ahora entiendo que seas médico en Madrid eras el retrasado de la clase. Como la ministra que no sabe de nada.

Lo primero, soy médico en

Lo primero, soy médico en Madrid porque se me rifan. Lo segundo, veo que te has dado por aludido con lo de mediocre porque de nuevo demuestras que solo sabéis insultar.
Y aprende a leer porque ni siquiera has entendido lo que transmitía. Sólo deben estar formados, y así es, los infectologos.
Un saludo

Y te dejo ya que supongo que

Y te dejo ya que supongo que estas haciendo las maletas para irte a Sierra Leona a echar una mano. No!!??
Pues es lo que muchos hacemos, en lugar de insultar.

A los que insultan

Gracias, de corazón, a todos aquellos que proceden al insulto en el momento que las opiniones no son de su agrado, son ustedes (como escriben bajo el anonimato debo colegir que son más de uno; es más normal la cobardía que la valentía en estos tiempos) los que dejan clara la lacra social de este país, la falta de madurez y de entendederas. Seguramente si escucharan más a la gente y se escucharan menos ustedes; si preguntaran más a los que saben y predicaran menos entre los que aún saben menos que ustedes, sabrían el terreno que pisan. España no es lo que usted quiera ni lo que quiera yo ni lo que quiera nadie, España es una democracia y se forma por lo que quiera la mayoría, pero la mayoría necesita pensar, discurrir, razonar, para saber qué quiere. No hace falta que vengan ustedes a dictar qué y cómo debe ser. No están preparados para ello (aunque militen en formaciones políticas o participen de ellas).
Aprovechen la libertad que concede este país, libertad para aprender, para sacar conclusiones, para disfrutar de debates sanos e instructivos. Incluso la libertad de, si no quieren nada fuera de su estrecho universo, dejar de leer mis artículos. Pero sobre todo, la libertad de dejar de insultar a aquellos no piensan como ustedes. Atáquenme a mí, si quieren, que lo llevo (iba a decir en el suelto, pero no) en la vocación, contar la verdad no es fácil cuando no se quiere más que "la verdad", pero no ataquen a un lector por coincidir con mi opinión. Y menos siendo médico, una de las personas que se arriesga cada día con el ébola, el sida, la hepatitis, la tuberculosis... cada día, sin preguntar si usted piensa como él o si lo lapidará por ejercer la libertad de opinar. No, señores, no, no insulten, mejor váyanse al lugar que merecen. Ustedes saben cuál es, no hace falta que se lo indique.

que pena

Es una pena que nuestro país tengamos que esperar a que pase "algo grave", lo pongo entre paréntesis ya que en este país la definición de eso parece ser "cuando algo sale a la prensa como arma arrojadiza para culpar a alguien".
Señores, resulta que en este y otros países están pasando cosas mucho más graves y, o no queremos saber nada o no nos queremos enterar. Pues nada sigamos así, veremos a ver que pasa.

Deseaba que llegar este día

Resulta que hoy sabemos que la señora auxiliar de enfermería mentía y así lo ha reconocido, claro que ha tenido que verse a las puertas de ser juzgada por manchar la imagen de una médico para confesar, pero bienvenida sea la confesión. A ver ahora quién pide responsabilidad a esta mujer porque de su mentira se desprende que puso en peligro a sabiendas a las peluqueras y a todo aquel con el que tuvo contacto. Y no digo nada de las intenciones de sacar dinero responsabilizando al Gobierno, cuando a ella se le pueden pedir otras responsabilidades.

Compañero epidemiologo,

Compañero epidemiologo, totalmente de acuerdo. Los del "y punto" son los que ayudan a esto. Un saludo

Enhorabuena, Emilio

Enhorabuena, Emilio. Y no sólo por el artículo sino porque los comentarios de los cabestros han encendido la cosa y has llegado a las 4.300 visitas, largas, en sólo una semana. Y esto sí que es "y punto", que la web no engaña.

Agregar comentario

Plain text

  • Etiquetas HTML permitidas: <strong>
  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Queremos saber si es un visitante humano y prevenir envíos de spam

Te puede interesar