La Mancha Tu mundo interior

JCCM Te ayudamos a emanciparte
  • La Pluma del Oasis
    Imagen de laplumadeloasis
    David García
    Historiador y Bloguero

¿En qué nos hemos convertido?

Imagen: ¿En qué nos hemos convertido?
Objetivo CLM - David García Huertas
Lunes, 02/11/2015 | Toledo | Portada, Opinión

Últimamente vengo caminando por la vida prestando atención a todo aquello que está más allá de todo lo mundano que rodea al ser humano, intento analizar la conciencia general, las diferentes actitudes que tomamos y las posturas sociales que se van tomando en el día a día. Definitivamente puedo decir que he entrado en una situación social deprimente.

Vamos andando por la vida creyendo que somos superiores al resto de los animales, hay que recordar que el ser humano no deja de ser un animal, un animal en teoría razonable, pero un animal. Físicamente estamos más limitados que el resto de los grandes mamíferos, pero en nuestra razón se cimenta el poder y ella ha sido la que nos ha llevado hasta hoy. ¿En qué nos hemos convertido?  La verdad que sería muy duro poder describir en que nos hemos convertido como seres humanos, cada vez parecemos menos personas cada vez la humanidad se va extinguiendo poco a poco y dando paso a simples animales malvados donde el corazón es lo primero que se extirpa y los sentimientos quedan reducidos a cenizas.

No queriendo abrir un debate sobre los eventos festivos en relación con los animales, no quiero abordar esa crítica en este momento. Tratamos a los animales como meros juguetes, jugamos a ser Dios con los animales. Para todos son conocidos los experimentos de laboratorio para crear nuevas razas de perros y otros animales aparte de los festejos de animales desde el más importante al más insignificante. Nos creemos superiores y quizás simplemente seamos nosotros los animales propiamente dichos. Vemos a galgos abandonados tras la época de caza, vemos como perros domésticos son abandonados en carreteras y montañas, vemos como esos animales nos siguen detrás pidiendo a gritos ¡NO ME ABANDONES! Nosotros dejamos los sentimientos en la misma cuneta y no miramos atrás, como si de una prenda de vestir se tratara. Luego vemos como animales están al lado de sus amos hasta los últimos días de su vida y vemos como en muchos casos la fidelidad es tan aguda que a veces parece una actitud más humana que la actitud existente entre personas.

Y es que todo ha cambiado no sólo en la relación entre animales y personas, sino también en la relación entre personas. ¿Dónde está ese respeto a las personas mayores? ¿Dónde está esa educación al dirigirte a un profesor, o simplemente la educación en el trato entre personas? Muy sencillo todo eso se ha perdido junto con la bonita costumbre del romanticismo. Hoy en día prevalece el jugueteo salvaje de una noche y vamos asistiendo a la pérdida de las buenas costumbres. Quizás por eso es que no me da miedo la soledad, muchos pensarán que es de locos hablar solo con tus pensamientos, pero creo que simplemente es una depresión de ver en qué nos hemos convertido.

Continuamente asisto a oír el argumento de buah, si total son animales. No es que quiera hacer un discurso animalista, la verdad soy más práctico que eso, pero es que me resultaría tan difícil dejar a mi perro en la cuneta e irme y verlo detrás correr pidiéndome por favor que no le abandone que no me cabe en la cabeza que una persona haga todo eso. Pero es que aunque consiguiese hacerlo creo que mi conciencia me haría pasar tantas noches en vela que creo que saldría a buscarlo y de no encontrarlo sería mi tumba, por eso no me explico esa forma de actuar entre los humanos.

Claro resulta que el Domingo veo el programa de Salvados de Jordi Évole y veo todo lo que han pasado los habitantes de Jánovas  y como las industrias eléctricas y el poder político están tan conectados en la forma de actuar que llegue a la conclusión de que ¿Cómo no van a ser tratados así de mal los animales por una especie que trata fatal a sus iguales? ¿En qué nos hemos convertido? ¿Tantos milenios de evolución para llegar aquí? ¿Dónde quedaron los sentimientos? ¿Dónde quedó la humanidad?

Todo eso se perdió, ya nadie mira por nadie. Nadie se preocupa por nadie, el pisoteo constante hace que corazones nobles se conviertan en corazón negros, corazones negros que se regenerarán en las generaciones venideras, donde será más importante un buen móvil y una buena tablet antes que las relaciones entre  iguales.

Agregar comentario

Plain text

  • Etiquetas HTML permitidas: <strong>
  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Queremos saber si es un visitante humano y prevenir envíos de spam

Te puede interesar