Las emisiones mundiales de CO2 vuelven a aumentar en 2017

Tras tres años al mismo nivel, las emisiones mundiales de CO2 volverán a aumentar previsiblemente en 2017 cerca de un dos por ciento, hasta alcanzar las 41 gigatoneladas, es decir 41.000 millones de toneladas, según los datos de los expertos presentados hoy en la revista “Environmental Research Letters”

Plantación industrial de palmeras en Camerún. Foto:Banco Mundial / Flore de Preneuf
Stick Noticias | Objetivo CLM
Lun, 13/11/2017 | Medioambiente | Internacional

La mayor parte de las emisiones, 37 gigatoneladas, corresponden al uso de combustibles fósiles. El aumento de las cifras se debe sobre todo a China, que se calcula emitirá un 3,5 por ciento más que el año pasado, hasta alcanzar las 10,5 gigatoneladas, por un mayor uso del carbón.

En India también se registrará un aumento aunque menor, del dos por ciento, debido a la actual debilidad económica en el país. Si la economía india se recupera pronto, las emisiones de CO2 podrían aumentar rápidamente en 2018.

Por el contrario, en Europa y Estados Unidos disminuyeron las emisiones entre un 0,2 y un 0,4 por ciento. Sin embargo, lo hicieron a un ritmo demasiado lento como para compensar la subida en otras regiones del mundo, destacaron los investigadores.

Corinne Le Quéré, del Tyndall Centre for Climate Change Research de Norwich (Reino Unido), que dirigió el estudio, se mostró decepcionada con los resultados.

“Este año hemos visto cómo el cambio climático puede fortalecer los huracanes cuando las lluvias más fuertes, el aumento del nivel del mar y el aumento de la temperatura de los océanos provocan la formación de tormentas más grandes”, explicó.

El tiempo se está agotando para alcanzar el objetivo de limitar el calentamiento global a dos grados Celsius, por no hablar del objetivo de 1,5 grados, destacó.

Entre 2014 y 2016, las emisiones permanecieron estables pese al crecimiento económico mundial. A ello contribuyó sobre todo el menor uso del carbón, la mejora de la eficiencia energética y el auge de las energías renovables como la eólica o la solar.

Los expertos consideraron especialmente satisfactorio el desacoplamiento del crecimiento del producto interno bruto y las emisiones. Esto demuestra que el crecimiento económico no tiene que conducir necesariamente a un aumento de las emisiones de dióxido de carbono. Incluso algunos expertos esperaban que ya se hubiera alcanzado el máximo nivel de emisiones.

De hecho, según el informe, en la última década más de 20 países con un crecimiento económico constante registraron una reducción de las emisiones, entre ellos Alemania, Dinamarca, Estados Unidos, Francia, Polonia, Rumanía y Serbia. Pero estos países juntos son responsables de solo el 20 por ciento de las emisiones de CO2.

De hecho, los expertos calculan que éstas continuarán aumentando también en 2018. “Este es un verdadero motivo de preocupación”, dijo Robert Jackson, de la Universidad de Stanford.

Los expertos se remiten a las previsiones de crecimiento económico del Banco Mundial, que calcula que en todo el mundo se crecerá un 2,9 por ciento en 2018, el mayor valor desde 2011. Y las previsiones del Fondo Monetario Internacional son incluso superiores.

Pese a todo, los expertos valoran los datos del estudio con precaución. “La noticia del aumento de las emisiones en 2017 no es bienvenida. Pero aún es demasiado pronto para decir si se trata de un desliz puntual en el camino a un nivel máximo global o si se trata del comienzo de una nueva fase”, dijo Glen Peters, del Cicero Center for International Climate Research de Oslo.

El informe “Global Carbon Budget” fue realizado por 76 investigadores de 57 institutos de 15 países. Este año fue publicado por duodécima vez y forma parte del Global Carbon Project.

Hace apenas dos semanas, un grupo de investigadores informó de que la concentración de gases de efecto invernadero en la atmósfera había aumentado más rápido que nunca el año pasado. Esto se debió, además de a las actividades humanas, al fenómeno meteorológico de El Niño, con su aumento de la temperatura de los océanos y las sequías en los trópicos, según la Organización Meteorológica Mundial (OMM) en Ginebra.

Por esta razón, los océanos y los bosques no pudieron absorber tanto CO2 como otros años. La concentración de CO2 fue de 403,3 partes por millón (ppm), frente a las 400 ppm del año anterior. Hace una semana la organización indicó que 2017 será “con mucha seguridad” uno de los tres años más cálidos desde que hay mediciones.

Ayúdanos a difundir este contenido

Agregar comentario

Plain text

  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <blockquote> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
Al enviar este formulario, usted acepta la política de privacidad de Mollom .

Te puede interesar

Psicologa en Ciudad Real

La Experiencia de Emprender

■ Nuestras Guías

Anunciate con nosotros

■ Participa

La Experiencia de Emprender
Objetivo Piña Colada
Derecho para el Ciudadano
Objetivo Tv
Objetivo Ahire